Necesitamos guías adaptadas a nuestros pacientes, no guías para cada enfermedad

Rincón Docente de Medicina de Familia

Reconozco que últimamente el abordaje a la cronicidad se ha convertido para mí en un espacio en el que me apetece profundizar y no como debate entre especialidades o sobre supuestos nuevos perfiles profesionales sino como una realidad que debemos afrontar proactivamente desde la atención primaria.

Revisando algunos materiales sobre comorbilidad he vuelvo a releer hoy un breve artículo de Martin Dawes en Family Practice 2010 que me gustaría compartir con los lectores de Rincón Docente.

El artículo empieza con la frase:

Imagine que usted es un médico de cabecera y acude a su consulta una mujer de 79 años de edad que tiene osteoporosis, diabetes mellitus tipo 2, hipertensión y enfermedad pulmonar obstructiva crónica, todos de gravedad moderada. Ella se quejaba de empeoramiento de su dolor en la rodilla izquierda al caminar.

Como recoge más adelante:

aplicar sobre esta paciente las directrices de las cinco guías clínicas de las enfermedades…

Ver la entrada original 185 palabras más

Anuncios
Deja un comentario

1 comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: